Más dura será la caída

 

Apple ha revisado a la baja sus previsiones de ingresos para este trimestre. Ayer, en un comunicado, Tim Cook avisaba a los analistas que en vez de ingresas entre 89.000 y 93.000 millones de dólares previstos, cerrará el ejercicio con ingresos de 84.000 millones de dólares, un 4,5% menos que en el mismo periodo del año anterior.

No es la primera vez que pasa pero hay que remontarse hasta 2002 para encontrar otro caso parecido, lo cual da una idea de la seriedad del problema.

¿Qué ha pasado? China ha pasado.

Los ingresos de iPhone más bajos de lo anticipado, principalmente en China, representan todo nuestro déficit de ingresos respecto a nuestra guía y es superior a la disminución total de ingresos año tras año. De hecho, las categorías fuera de iPhone (Servicios, Mac, iPad, Wearables / Hogar / Accesorios) crecerán casi un 19 por ciento al comparar con el año anterior.

Es difícil predecir los próximos pasos. No es tan sencillo como sacar un iPhone barato o bajar los precios de los iPhone actuales. Estas medidas tendrían también un efecto negativo en otros indicadores importantes, como los márgenes de beneficio. Es posible, sin embargo, que veamos una estrategia un poco diferente con respecto al iPhone de ahora en adelante.