El misterio del iPad

 • 

Jean-Louis Gassée en su columna semanal, Monday Note:

Si extrapolamos desde la evolución del iPad, -un ejercicio arriesgado en el pensamiento derivado-, llegaremos a presuponer que el iPad Pro usurpará más funcionalidades del MacBook. Uno puede imaginar una versión de iOS que ofrezca ventanas redimensionables, más funciones de gestión de archivos...

Sigue esta línea de pensamiento y te llevarán a algo parecido a un MacBook que tiene un teclado desmontable, una pantalla táctil, un lápiz 2.0 con un imán, una interfaz de usuario un poco más simple (pero no demasiado simple)... Para mí, esta es una visión incómoda; podría conducir a una navaja suiza. Quedarían olvidadas las respectivas simplicidades del iPad original y el bien afinado MacBook.

Este es el riesgo que trae la evolución del iPad. ¿Cómo hacerlo más versátil sin comprometer la sencillez de uso? ¿Cómo conseguir que siga siendo un iPad y no un Macbook en un formato más incómodo?

Sospecho que la conferencia WWDC, a principios de junio, nos dará más pistas.